Mural de los estudiantes del Máster en Ilustración y Narrativa Visual en el Hotel Negresco Princess

Desde este mes de febrero, las vidrieras del chaflán del Hotel Negresco Princess están decoradas con el mural ‘Cultura viva’, diseñado por la artista Alícia Ferreiro, alumna del Máster en Ilustración y Narrativa Visual de Elisava.

La ilustración representa una guía turística de la ciudad de gran formato en la que se aprecian elementos tan representativos de la cultura y gastronomía catalanas como la Sagrada Familia, el teleférico, las icónicas rosetas de las baldosas, las rosas de Sant Jordi, el pa amb tomàquet, los calçots o los vermuts. “Me hace inmensamente feliz poder exponer en un escaparate como este, visible para millones de personas, no puedo estar más agradecida por el equipo del Hotel Negresco Princess por haber escogido mi propuesta”, nos comenta Alícia Ferreiro.

Elisava

En cuanto al diseño del mural, dominan en las ilustraciones las figuras geométricas y los colores vibrantes, por lo que su presencia será visible desde cualquier punto del cruce de las calles. En la ejecución de la obra han participado otros alumnos de la escuela como Martí Sanchis, Juan Camilo Pedrada, Andrea Balam, Fiorella Briz y Laura García Arias, contando con la dirección de Javier Navarro, supervisor del Máster en Ilustración y Narrativa Visual. Además, la actividad ha estado patrocinada por la marca Montana Colors, que ha cedido todos los materiales necesarios para su desarrollo.

El Hotel Negresco Princess está muy vinculado con la cultura de Barcelona y a menudo propone planes de ocio en sus instalaciones. Según su director, Jairo Mayolas, “El poder de la cultura para cohesionar a la ciudadanía y su contribución en el bienestar emocional de las personas es incuestionable, […] nos hace muy felices ceder de nuevo nuestras cristaleras a artistas noveles de Elisava y nos sentimos muy representados por la obra creada por Alícia Ferreiro”.

El mural ocupa todas las vidrieras de la zona del lobby y el restaurante del hotel, ubicado en el cruce de las calles Roger de Llúria y Caspe, y permanecerá en la fachada del Negresco Princess hasta el mes de junio.