Noticias de Alumni

David Matanzas: emprender entre drones y tecnología para Escape Rooms

Fecha:


El Alumni del Grado en Ingeniería del Diseño Industrial David Matanzas es todo un ejemplo de caso de éxito en el campo del emprendimiento. Con tan sólo 29 años ya ha puesto en marcha dos proyectos empresariales.

Antes de activar sus propios proyectos, mientras estudiaba la carrera, ya se unió a un grupo de personas, entre ellas el también Alumni de Elisava Jordi Montaner, para diseñar y desarrollar un juego de cartas.

"Hicimos un plan de empresa, conseguimos un inversor, produjimos el juego, lo colocamos en los lineales de los FNAC del país y, desgraciadamente también hundimos la empresa a causa de la falta de realismo en las proyecciones del plan de empresa y a una pobre estrategia de marketing" explica David. A pesar de todo, la experiencia le sirvió para probar por primera vez el mundo del emprendimiento.

Pionero en el mundo de los drones

Un tiempo después, en su TFG desarrolló un dron revolucionario en el año 2013, capaz de volar 50 minutos y realizar vídeo 360º en un momento en el que los drones aún no estaban ni legislados ni popularizados y cuando el vídeo 360º todavía era embrionario. 

"Con estos resultados, justo terminada la carrera me planteé que podía ser una buena decisión emprender un proyecto de fabricación de drones, ya que era un sector con un gran potencial de crecimiento, y tenía un conocimiento y unos resultados que en el sector todavía no se estaban viendo ni consiguiendo" relata. 

Así que puso en marcha la empresa EUREK Technology, dentro de la cual creó la marca AIRK Drones, que describe como “una apuesta valiente", ya que fue una de las primeras empresas pioneras a nivel nacional en dedicarse a la fabricación industrial de aeronaves no tripuladas de ámbito civil: "industrializar en un sector en fase embrionaria como eran los drones en aquel momento tenía un riesgo, pero lo supimos mitigar de una forma considerablemente buena, desarrollamos un diseño de dron que con el tiempo hemos cuantificado que se adapta a aproximadamente 80% de les aplicaciones industriales".

Diversificar con tecnología para Escape Rooms

Según explica David, "una vez consolidado AIRK Drones, quisimos ampliar horizontes y, como muchos mentores de emprendedores acaban diciendo, diversificar el riesgo". De esta manera se decidió a invertir en un sector igual de joven que el de los drones, pero con una progresión de crecimiento más humilde, el de los Escape Rooms, creando el proyecto Kalidoscopic Interface.

En Kaleidoscopic Interface han desarrollado un sistema que permite emular prácticamente cualquier historia gracias a la tecnología, eliminando al 100% los candados de los Escape Rooms, y haciendo que, mediante sistemas digitales, casi toda la experiencia sea inmersiva y coherente. Con esta tecnología, se pueden controlar todos los efectos especiales de forma centralizada, gestionando la temperatura, la luz, el sonido y todo el entorno, tanto el ambiental como las pruebas, permitiendo que incluso las acciones de los jugadores tengan consecuencias y puedan acabar viviendo una historia personalizada en cada sesión. "En definitiva, hemos conseguido que la gente deje de ir a un sitio de escapismo puro, y vayan a vivir una película con los 5 sentidos" asegura.

En la actualidad, han iniciado la fase de internacionalización de AIRK Drones y ya han vendido las primeras unidades de drones en países como Alemania, Francia, Austria, EEUU y Arabia Saudí. Por lo que respecta a la línea de los Escape Rooms, han trabajado para grandes empresas como Cubick, Golden Pop o en proyectos muy innovadores como Mutat X-pereince de ActionRoomEscape. Además, durante el confinamiento se tuvieron que reinventar y desarrollaron el primer software de creación y publicación de Escape Rooms online del mundo, “The KI of Everything", donde los creativos no se tienen que preocupar de aspectos técnicos, tan sólo de crear la experiencia a nivel de historia, gráfica y musical. 

Consejos para emprender

En el momento de poner en marcha un nuevo proyecto, David tiene una serie de consejos que recomienda a todos aquellos que se quieran iniciar en el mundo del emprendimiento. En primer lugar, que no se enamoren de su producto o servicio, que lo hagan del proyecto: "siempre diseñamos viciados por nuestro punto de vista, por eso hace falta que preguntes mucho, escuches todo el feedback y valores en frío si a lo mejor aquella persona tiene razón o no".

Por otro lado, rodearse de gente que sepa y que se sientan motivados por el proyecto también es indispensable: "tirar de amigos muchas veces es lo más fácil, pero no tiene por qué ser la mejor decisión, separar lo personal de lo profesional es complicado y habrán momentos de tensión que cuestan de prever. Sobre todo, cuando el proyecto esté a punto de constituirse como empresa, dedicad todo el tiempo del mundo a aprender qué es un pacto de socios, y a hacer uno lo más extenso posible".

Analizar los diferentes escenarios posibles también es importante. Normalmente recomiendan 3 (el optimista, el realista y el pesimista), pero David añade 2 de extras el ideal y el nefasto. Y para terminar, si emprendes, asegura, "que sea para hacer algo que te haga feliz, no hay mejor recompensa que ser feliz con lo que haces y con lo que vives en tu día a día".

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia.

Si sigues navegando, consideramos que aceptas nuestra

política de cookies