OiKo Design Office en la Barcelona Design Week: el Impacto del color en el reciclaje

En el marco de la Barcelona Design Week, OiKo Design Office, la consultora conformada por los profesores y Alumni, José F. López-Aguilar y Salva Codinach, organiza una charla-taller en su estudio, donde Lékué presentará su proyecto de silicona platino reciclada.

Uno de los temas centrales que se abordarán en la charla será el impacto del color en el proceso de reciclaje. Se destacará que la elección del color en productos reciclados no es tan flexible como en aquellos fabricados con material virgen, ya que depende en gran medida de los colores predominantes en los residuos reciclados. En este contexto, en todos los proyectos de reciclaje emprendidos por OiKo Design Office, se busca cuidadosamente el equilibrio perfecto, considerando no solo el porcentaje de reciclado más efectivo, sino también las propiedades técnicas y la percepción del acabado.

El enfoque de OiKo Design Office apuesta por que cada producto debe ofrecer funcionalidad y brindar una experiencia agradable al usuario. Según los expertos, los acabados y la nueva estética de los materiales reciclados juegan un papel fundamental en este objetivo. Además, en el proyecto presentado, se plantea un requisito crítico adicional: dotar a la silicona reciclada de las propiedades adecuadas para garantizar su seguridad en el contacto con alimentos. Resolver este desafío se erige como uno de los próximos pasos fundamentales en la evolución del proyecto.

A pesar de que aún queda trabajo por hacer para que el uso de productos de silicona reciclada se convierta en una práctica común en nuestros hogares, gracias a la iniciativa de Lékué, este escenario se encuentra cada vez más cerca. OiKo Design Office, como entidad comprometida con este tipo de proyectos, reconoce que el éxito de iniciativas como esta representa un avance significativo hacia un diseño circular más sostenible. El impacto del color en el reciclaje es solo uno de los desafíos que enfrentan, pero, con colaboraciones innovadoras como la de Lékué, se abre un camino hacia un futuro más consciente del medio ambiente y más respetuoso.